Trucos para que no duelan los pies al estrenar zapatos de fiesta

Cómo estrenar zapatos de fiesta sin que duelan los pies

Educar los pies para que se acostumbren a cualquier tipo de calzado es solo cuestión de tiempo, constancia y paciencia. No hay más que ver por ejemplo a las bailarinas de ballet, que bailan y sostienen todo el peso de su cuerpo únicamente con las puntas de sus dedos. O todas esas mujeres que debido a las normas de vestimenta de su puesto de trabajo tienen que pasar muchas horas al día sobre unos zapatos de tacón.

El problema viene cuando te pasas todo el año llevando calzado plano y comodísimo y pretendes meter los pies en unos estiletos con motivo de alguna ocasión especial. Es entonces cuando vienen los dramas, las rozaduras y las ampollas que amenazan con arruinarnos el día y la diversión. Sigue leyendo “Cómo estrenar zapatos de fiesta sin que duelan los pies”

Looks cena de empresa formal e informal

2 looks para no equivocarte en tu cena de empresa

Por un lado no puedo evitar pensar que no deja de ser irónico el hecho de que yo precisamente, una autónoma freelance, sea quien os esté dando consejos sobre el mejor look para llevar a una cena de empresa. Mi cuñada, que es muy graciosilla —y autónoma también— me ha mandado este meme por WhatsApp justo esta mañana.

Puede que los autónomos no tengamos cena de empresa en la que lidiar con jefes con un par copas de más, ni con compañeros con los que no hemos cruzado más de un par de conversaciones de compromiso al lado de la fotocopiadora, es verdad. Pero también es verdad que, en función del sector en el que nos movamos, los autónomos sabemos que cada encuentro con un cliente o colaborador potencial, ya sea en un evento, congreso o cócteles after work, es como una entrevista de trabajo encubierta. Y sabemos lo importante que es proyectar una imagen profesional adecuada en cada ocasión. Sigue leyendo “2 looks para no equivocarte en tu cena de empresa”

Melenas a capas: tips para que no se deshaga tu trenza de espiga

Después de muchos años llevando el pelo a lo Pantoja —es decir, por la cintura y de un solo largo—, mi peluquera me convenció para volver a las capas. Es verdad que con el desfilado mi melena ha ganado en movimiento y volumen, pero el precio a pagar ha sido que ya no me quedan igual de bien algunos recogidos que solía hacerme a menudo.

Esto me ocurre con algunos moños, pero especialmente con las trenzas, a las que ya sabéis que siempre he sido muy aficionada —y como prueba basta mirar todos los vídeos y posts que he publicado en el blog sobre este tema—. Sigue leyendo “Melenas a capas: tips para que no se deshaga tu trenza de espiga”