Vestidos de punto de Zalando Prive 05

2 looks con vestidos de punto perfectos para este otoño

He comprado tan poca ropa desde que me pasé al bando minimalista, que debo reconocer que me he quedado casi sin excusas para publicar posts con looks por falta de material, ya que mi armario se compone en su gran mayoría de básicos atemporales más que de piezas de tendencia de cada temporada.

Hace no mucho os hablaba en un directo en Facebook sobre lo importante que es salir de la rueda de la fast fashion e ir invirtiendo poco a poco en prendas de más calidad y durabilidad. Pero reconozco que no siempre es fácil: es mucho más tentador comprar ropa barata con diseños de tendencia —aunque sepamos que probablemente en menos de un año va a terminar en la basura— que gastarse el presupuesto de toda una temporada en tres o cuatro cosas que sepamos que no van a pasar de moda y que nos van a durar varios años.

A todos se nos vienen a la cabeza precios descabellados cuando pensamos en ropa de muy buena calidad o de primeras marcas, pero podemos evitar salirnos de nuestro presupuesto simplemente estando pendientes de las campañas y ofertas que lanzan por ejemplo los outlets online y los clubes de ventas privadas. Yo este mes he encontrado en Zalando Prive dos vestidos de punto, 100% cashmere, que estaban rebajados casi al 30% de su precio original (de £89 a £31).

Vestidos de punto de Zalando Prive 01

Para comprar en un club de ventas privadas hay que tener mucha paciencia y buen ojo con las tallas. Paciencia porque, aunque las campañas suelen durar apenas unos días, lo normal es que no recibamos nuestro pedido hasta pasado un periodo que puede ser incluso de algunas semanas. Estamos malacostumbrados a la inmediatez de recibir nuestros pedidos al día siguiente que ofrecen muchas marcas, y me temo que la paciencia no es uno de los atributos más evidentes de nuestra generación. Pero si somos capaces de no desesperar en la espera podremos disfrutar de accesorios y prendas de firma con descuentos de hasta el 75% que quizá no pudiéramos permitirnos de otra forma.

Y digo que hay que prestar especial atención a las tallas porque, al haber pocas unidades disponibles de cada producto, si nos equivocamos podemos encontrarnos con que no sea posible cambiar la prenda en cuestión por una talla diferente y que solo nos ofrezcan un reembolso económico. Afortunadamente todas las campañas suelen incluir una guía de tallas muy precisa que nos hacen la tarea más fácil.

Vestidos de punto de Zalando Prive 02

Desde que descubrí lo muchísimo que contaminaban el agua las fibras sintéticas cada vez que las echamos a la lavadora me empeño en que cada cosa que compro sea 100% de tejidos naturales, normalmente de lana o algodón. El cashmere se ha convertido también en uno de mis tejidos preferidos, pero como tiene un precio bastante más prohibitivo hasta ahora mis posesiones en este material se limitaban un jersey, una bufanda y unos mitones que conseguí el año pasado en las rebajas de Mark & Spencer.

Vestidos de punto de Zalando Prive 05

Por eso en cuanto vi estos dos vestidos de Zalando Essentials tan rebajados, no me lo pensé dos veces. Uno de ellos es negro, con manga al codo y cuello a la caja, perfecto para looks un poco más discretos y formales. El otro es gris oscuro y con cuello vuelto, y es tan cómodo y calentito que sé que se va a convertir en uno de mis comodines durante los meses de invierno, ya sea con unos botines de tacón para salir durante el día, o con deportivas para trabajar desde casa. Me lo he cogido en una talla más de la mía habitual para que me quede un poco oversized.

Zapatillas de cuero vegano de Esprit en Zalando Prive

Aunque estos dos vestidos son la joya de la corona de este pedido, no fueron lo único que cayó en mi cesta virtual de la compra: también me hice con un vestido negro de algodón de escote halter, un vestido gris claro de punto (aunque no de cashmere) y unas deportivas blancas de cuero vegano de Esprit, que por su comodidad y por su estética discreta pero trendy —con un poco de plataforma y detalles en rosa metalizado— ya se han ganado el título de mis favoritas de la temporada.

Descuentos Zalando Prive vestidos de punto

La tarde que salí a hacerme fotos con el vestido gris me encontré con el simpático gato de mis vecinos. No sé cómo se llama pero, como es muy cariñoso y está algo regordete, Edu y yo lo llamamos Garfield. Como siempre suelo llevar en el bolso chucherías para gatos, Garfield se entusiasma en cuanto me ve —ya lo sé, su cariño no es del todo desinteresado— y se convierte en mi sombra hasta que entro en casa o hasta que me alejo demasiado de mi calle.

Vestidos de punto de Zalando Prive 03

Aquella tarde se empeñó en participar activamente en la sesión de fotos y terminó por robarme por completo el protagonismo.

Vestidos de punto de Zalando Prive 04

 

Boda civil Carmen Velarde destacada

Me he casado (pero solo un poco), y el año que viene me caso otra vez

Aunque el título suene raro, es totalmente cierto. No había dado muchos detalles por aquí porque técnicamente la celebración formal va a ser en mayo del año que viene. En un principio la fecha elegida había sido septiembre de este año, pero como el enclave donde vamos a celebrarlo es un poco inusual teníamos que dejar todo el papeleo hecho con antelación.

Al final, por temas de logística y disponibilidad tuvimos que aplazar la celebración para mayo de 2019, pero como ya teníamos todo tramitado para firmar en el Ayuntamiento de Logroño ahora en agosto, decidimos seguir adelante con la firma aunque luego tuviéramos que esperar unos meses para la otra ceremonia.

Lo de la firma iba a ser algo rápido y totalmente informal, o al menos esa era la idea que teníamos. Pero a algunos amigos y familiares les hacía ilusión acompañarnos también en ese día, así que al final hemos terminado organizando una preboda, que ha coincidido con el día más caluroso del año en España, qué puntería la nuestra…

Así que, aunque quería mantener el espíritu relajado que inicialmente habíamos planeado para este día, tampoco era plan de desperdiciar la excusa para vestirme un poco de novia, y me decidí por este precioso vestido de Esprit. No pudo ser más adecuado para la ocasión: gracias al tipo de tejido llegó sin una sola arruga a pesar de haberlo llevado en la maleta de mano —lo doblé siguiendo el truco que os mostraba en este vídeo—, y como era muy cómodo y ligero no pasé calor a pesar de los más de cuarenta grados que nos acompañaron ese día.

Boda civil Carmen Velarde

Ahora ya sí me toca empezar a pensar en la boda formal de la próxima primavera, y debo de ser la más desastre de las blogueras de toda la blogosfera, porque a estas alturas no tengo la más remota idea del tipo de vestido que quiero llevar ese día… Aún tengo nueve meses por delante hasta la fecha, y ya he estado mirando algunos modelos de diferentes firmas, pero todavía no he encontrado ninguno que me haya provocado un verdadero flechazo.

Así que, si conocéis marcas —aunque sean pequeñas— que merezcan la pena, dejadme algún enlace en los comentarios para que pueda echarles un vistazo en mi búsqueda del vestido perfecto. ¡Muchas gracias!

Vestido de cuero negro de Esprit destacada

Fondo de armario: vestido de cuero negro de Esprit

Little black dress de cuero

A todas nos ha pasado alguna vez eso de terminar las Navidades atesorando en el armario un par de nuevos vestidos de fiesta que sabemos a ciencia cierta que no volveremos a utilizar durante los próximos meses. Supongo que no podemos evitarlo, nunca se tienen suficientes vestidos, suficientes bolsos ni suficientes zapatos. Y esto no supondría ningún problema si todas tuviésemos a nuestra disposición un vestidor como el de alguna de las hermanas Kardashian.

Pero como a la mayoría de las mortales nos toca con conformarnos con un armario de Ikea, en el mejor de los casos, yo decidí aplicarme la técnica de la percha para combatir a mi diógenes fashionista interior y evitar acumular mucha más ropa de la que uso en realidad. ¿En qué consiste? En tener un número limitado de perchas en el armario y en sacar una prenda para que su percha pueda ser ocupada por cada nueva adquisición. La prenda desplazada la regalo si está en buen estado o la reciclo si veo que ya no da más de sí.  Sigue leyendo “Fondo de armario: vestido de cuero negro de Esprit”