Trucos para limpiar neceser y herramientas de maquillaje

Trucos para limpiar nuestro neceser, sacapuntas y rizador de pestañas

Pocas cosas hay que me den tantísima pereza como andar limpiando brochas, Beauty Blenders y demás componentes de mi arsenal de herramientas de maquillaje. Y del sacapuntas que uso para los perfiladores de ojos y labios, mejor no hablar. Aunque ahora me dé vergüenza admitirlo, hace algunos años era de las que prefería tirar las cosas y reemplazarlas por otras nuevas, en vez de andar limpiándolas y manteniéndolas en condiciones.

Pero desde que me he propuesto consumir de una forma un poco más responsable intento comprar menos cosas y cuidarlas todo lo posible para que me duren, y para eso limpiarlas a menudo es un requisito casi imprescindible.

Así que, como soy la defensora número uno de la ley del mínimo esfuerzo para estos menesteres, estoy siempre buscando y poniendo a prueba esos trucos que nos facilitan estas ingratas pero necesarias tareas. Y en este Cosmoclip os muestro algunos de esos trucos, que con el tiempo se han convertido en mis favoritos para mantener el neceser, el sacapuntas y el rizador de pestañas impecables. Espero que os gusten.

Ver en Cosmo trucos para limpiar tu neceser y herramientas de maquillaje
Trucos para aclarar y oscurecer bases de maquillaje

Trucos para aclarar u oscurecer tu base de maquillaje

A la mayoría de la gente le varía el tono de la piel en función de si se acerca el verano o de si se ha tomado el sol en la playa. En mi caso —como no tomo el sol y llevo siempre protección solar de factor 50— el tono me varía dependiendo de si se me ha ido un poco la mano con el autobronceador o si, por el contrario, se me ha olvidado aplicármelo durante varias semanas seguidas.

En cualquiera de esas situaciones siempre viene bien tener en nuestro neceser al menos un par de bases de maquillaje de tonos diferentes para ir tirando de una u otra según nos convenga. Pero eso de tener tantos productos abiertos al mismo tiempo puede no ser una buena idea, ya que podemos encontrarnos con que el que menos usamos termine por caducarse o simplemente se estropee.

Para que eso no me pase yo lo que hago es aclarar u oscurecer mi base habitual echando mano de estos dos trucos que hoy comparto con vosotros en mi último Cosmoclip. ¡Espero que os gusten!

Ver en Cosmo trucos para aclarar y oscurecer bases de maquillaje

Cuánta cantidad usar de cada producto cosmético

¿Usas la cantidad adecuada de cada producto cosmético?

La primera vez que una dependienta me dijo que bastaba la cantidad equivalente a un grano de arroz de crema para el contorno para cada ojo, me quedé en shock. Nunca se me ha dado demasiado bien eso de calcular cantidades, y siempre he pensado que mejor que sobre que no que falte. Así que en lo concerniente al contorno de ojos he desperdiciado mucho más producto del que debería a base de embadurnarme las cuencas como si no hubiera un mañana.

Y por si acaso estáis en la misma situación en la que estaba yo, en mi Cosmoclip de esta semana os he hecho una lista con algo de ayuda visual para que os hagáis a la idea de cuál es la cantidad recomendada para usar según el tipo de producto: sérum, base de maquillaje, hidratante, exfoliante, limpiador, etc.

¡Espero que os parezca interesante! 🙂

Ver en Cosmo cuál es la cantidad adecuada de cada producto cosmético

Cuarto de baño sin plásticos

Cómo librarte de una vez por todas de los envases de plástico en tu cuarto de baño

En el vecindario en el que vivo pasan a recoger el reciclaje una vez por semana, los miércoles por la mañana. No es como en España, que uno puede ir cualquier día con su bolsa al contenedor correspondiente para quitarse de en medio los envases de vidrio o plástico que tenga por casa. Toca guardarlos durante toda la semana, y a veces en las casas pequeñas eso supone tener que andar jugando al Tetris en algún armario o trastero, o incluso en la propia cocina.

Pero el lado positivo es que, cada vez que hago la compra en el supermercado ahora me lo pienso dos veces antes de comprar algo que venga en bandeja de plástico, y siempre intento encontrar otros productos alternativos. Aunque solo sea por el egoísmo de no tener que andar bregando con el reciclaje en casa durante toda la semana, pero lo importante es que el efecto es positivo en el medio ambiente.

Champú sólido de Lush

Desde hace tiempo y por cuestiones prácticas a la hora de viajar con equipaje de mano me he pasado a los champús y acondicionadores en pastilla. Empezó siendo solo un truco para saltarse las dichosas restricciones referentes a los líquidos al viajar en avión, pero la verdad es que me parece un formato muy práctico para este tipo de producto. Y como estaba segura de que tenía que haber también otras soluciones similares para otros productos cosméticos, me propuse hace algún tiempo llegar a tener un cuarto de baño lo más libre posible de plásticos. Y justo la semana pasada me crucé en Facebook con este vídeo al respecto que me ha dado algunas ideas y que hoy quiero compartir con vosotros.

tres formas de llevar un fular con una pulsera

3 formas de llevar un fular con una pulsera rígida

Con estas temperaturas los pañuelos y bufandas dejan de ser un accesorio más para convertirse en nuestros grandes aliados para evitar terminar con un catarro monumental o una faringitis de las de andar todo el día con una pastilla de Lizipaina en la boca.

Ya he hecho varios vídeos dando ideas para lucir tanto bufandas como pañuelos de formas distintas y originales, y puede que un día de estos os haga un post recopilatorio con todos estos vídeos —al estilo de la enciclopedia de las trenzaspara que los tengáis más a manos, por si acaso sois tan fans de los pañuelos como yo, que hasta para estar por casa me los pongo.

Pero mientras llega ese recopilatorio os dejo con mi último Cosmoclip, en el que os muestro tres formas divertidas y diferentes en que podéis llevar vuestra bufanda o fular favorito con la ayuda de una pulsera rígida. ¡Espero que os guste!

Ver en Cosmo 3 formas de llevar un pañuelo con una pulsera rígida

Trucos para no mancharte los dientes de pintalabios

No tengo término medio con los labiales: o llevo los labios en un discretísimo nude, o me da por ponerme llamativa con un par de pasadas del Russian Red de MAC. Con los colores suaves no hay mucho de lo que preocuparse, pero cuando se trata de las tonalidades más intensas he acabado en más de una ocasión con los dientes llenos de manchitas rojas y sin percatarme de ello.

Creo que ya he mencionado alguno de los trucos que os muestro esta semana en algún Cosmoclip anterior, pero tenía pendiente hacer un nuevo vídeo enumerando mi rutina habitual e infalible para mantener mis dientes impolutos cuando me inclino por pintalabios intensos y cremosos. ¡Espero que os guste!

ver en cosmo trucos para que el labial no manche los dientes

¿Os pasa también a vosotras eso de que al maquillaros los labios de color rojo se os levanta inmediatamente el ánimo? 🙂

Azu y yo felices en Callao

Mis propósitos para el 2019

He llegado a la conclusión de que no escribo aquí cada año mis propósitos solo para no tener que enfrentarme a la triste realidad: por mucho que me esfuerce nunca consigo llevar a cabo todo lo que me propongo por estas fechas. Ya sé que es de lo más habitual y que nos pasa a la gran mayoría de los mortales, pero si no queda rastro escrito que lo demuestre la sensación de fracaso por no haber llevado a cabo las resoluciones de Año Nuevo es mucho más llevadera.

En cualquier caso esta vez he decidido correr el riesgo para ver si así me motivo más y dentro de doce meses puedo decir que al menos cumplí con la gran mayoría de mis propósitos.

Propósito nº 1: ser más constante con la escritura. Esto se aplica tanto a mi blog como a la novela en la que llevo trabajando de forma intermitente desde que me mudé a Inglaterra. Me gustaría volver a recuperar el ritmo de hace unos años de publicar cada semana al menos dos posts aquí además del que publico con los vídeos que hago para Cosmopolitan TV. Y me gustaría aún más tener terminado al fin el primer borrador de mi intento de novela.

Propósito nº 2: hablar más a menudo con Azu, Milena, mis hermanas y mi padre. Con Azu hablo prácticamente a diario por Telegram, y siempre que podemos tomamos el té juntas vía Skype. Pero a veces con mi familia se me pasan las semanas sin más comunicación que algunos mensajes aislados en WhatsApp. Así que me he propuesto mensajear menos y llamar más, si no puede ser siempre video llamada, al menos llamada convencional para ponernos al día y recordarles que les quiero, que pienso en ellos y que les echo mucho de menos.

Propósito nº 3: mejorar mi gramática inglesa y ampliar mi vocabulario. Una de las cosas buenas que ha traído este 2018 es que por fin hemos empezado a conocer a gente en Torquay, tanto españoles como lugareños, y he tenido muchas ocasiones para practicar el inglés. Estoy bastante satisfecha con el nivel que he conseguido, pero mi objetivo es llegar a ser 100% bilingüe y para ello necesito volver a dar buen repaso a toda la gramática y seguir ampliando mi vocabulario.

Propósito nº 4: leer al menos 24 novelas. Esto ya me lo había propuesto para el 2018. Y aunque empecé fuerte el año, después del verano aumentó mi vida social y tuve la mala suerte de que empecé a leer varias novelas que no me engancharon y que terminé dejando, por lo que la suma final de libros terminados ha sido solo de 12.

Propósito nº 5: completar mi proyecto 1 second everyday. Para quienes no la conozcáis, la aplicación móvil 1SE —disponible para iOS y Android— te permite ir guardando un segundo de vídeo al día a modo de diario para luego poder exportarlo todo en un único vídeo. También se pueden usar fotos en vez de vídeo si lo preferimos, y es una forma muy bonita y original de tener un recuerdo detallado de nuestro año. Yo empecé a hacerlo en febrero y aunque al principio era muy constante, después me pasó como con lo de leer novelas, que con tanta vida social me olvidaba de grabar. Y paradójicamente eran los días en los que salía y hacía cosas interesantes en los que casi nunca me acordaba de grabar el dichoso segundo para el diario. A pesar de eso, al exportar el vídeo el resultado ha sido muy chulo y esto me ha hecho arrepentirme de no haber sido capaz de grabar algo todos los días. A ver si este año lo consigo.

Propósito nº 6: comer menos carne. No como mucha carne, apenas un par de veces por semana y suele ser pollo, aunque a veces peco con alguna hamburguesa. Me gustaría reducir la carne de mi dieta o incluso eliminarla por completo porque sé que no es buena para mi salud y porque creo que la forma y las cantidades en que nuestra sociedad consume carne es completamente insostenible. No voy a hacerme vegetariana porque voy a seguir comiendo huevos y pescado. Pero una de las cosas buenas de vivir en Inglaterra es que aquí muchos restaurantes tienen un menú alternativo al habitual con platos veganos y vegetarianos. Así que, siempre que pueda optaré por estas alternativas.

Propósito nº 7: volver a patinar. Al poco de mudarme aquí me compré unos patines chulísimos y salía a patinar a menudo. Pero durante este año pasado el muelle de madera al que solía ir ha estado en obras, y el único sitio apto para patinar está en el pueblo de al lado y me daba mucha pereza tener que desplazarme hasta allí —aunque creo que he compensado de sobra la falta de patinaje con sesiones más frecuentes en el gimnasio—. Ahora que las obras ya han terminado ya no tengo esa excusa. Bueno, y tampoco es que necesite excusas porque patinar es una actividad que me encanta y con la que se me pasan las horas volando, que es justo lo que le pido yo a cualquier tipo de ejercicio para que me enganche.

Estos son mis propósitos para este 2019 que empieza, ya veremos dentro de doce meses qué tal se me ha dado lo de cumplirlos. ¿Vosotros ya tenéis vuestra lista? Si la habéis publicado en algún sitio y queréis dejarme el enlace en los comentarios estaré encantada de leeros.

Truco para envolver regalos sin cinta adhesiva

Truco para envolver regalos sin usar cinta adhesiva

Los que ya lleváis algún tiempo pasando por el blog sabéis lo muchísimo que me gusta envolver regalos, y que siempre ando buscando formas originales de hacerlo pero que sean al mismo tiempo rápidas y fáciles. Porque amparándose en la excusa de que a mí me gusta hacerlo, en mi familia son muy dados a encargarme que envuelva la mayoría de los regalos de Navidad. Y siempre me lo dicen en el último minuto. Así que me ha tocado pasar más de una Nochebuena escondida en alguna habitación envolviendo paquetes a toda prisa mientras los demás se encargaban de poner la mesa y terminar de preparar los canapés.

En Cosmoclips de años anteriores os enseñaba algunas formas de envolver con las que se aprovecha el papel al máximo, algo que viene genial si vamos cortos de papel y os toca como a mí envolver en el último minuto y sin margen para compras de emergencia.

Pero lo que os muestro este año es un truco que os salvará el día si lo que ha ocurrido es que os habéis quedado sin celo o cinta adhesiva.

Ver en Cosmo cómo envolver regalos sin celo

Aprovecho para desearos una muy feliz Navidad y que Papá Noel o los Reyes Magos se porten bien con vosotros. Y recordaros de paso que os portéis bien después de abrir vuestros regalos y no os olvidéis de reciclar el papel y las cajas. 😉

Cómo doblar calcetines y sujetadores

Aprende a doblar calcetines y sujetadores para que ocupen poco espacio

Cuando se viaja solo con equipaje de mano cada centímetro cúbico de nuestra maleta cuenta y hay que aprovecharlo al máximo. Ya os he enseñado en otros vídeos cómo doblo yo los vestidos para que no me lleguen arrugados ni siquiera cuando llevo maletas muy pequeñas, y os he mostrado también un truco parecido si queremos llevar varias blusas y camisas.

En el Cosmoclip de esta semana les toca el turno a los calcetines y sujetadores. En el caso de los calcetines el objetivo es que queden lo más compactos posible para que puedan acoplarse sin problema en cualquier rincón de nuestro equipaje. Y en el caso de los sujetadores, además de conseguir que ocupen menos, lograremos también que las copas no se deformen o estropeen.

¡Espero que este vídeo os parezca útil e interesante!

Ver en Cosmo cómo doblar calcetines y sujetadores

Joana Ceddia en Youtube

¡Esta youtuber está loca pero es divertidísima!

Hace tiempo que estoy un poco desencantada con YouTube, como muchos de vosotros, y por eso a veces me dedico a saltar de vídeo en vídeo en busca de un poco de aire fresco. En uno de estos saltos acabé viendo a una youtuber a la que no sigo y que no me llamó especialmente la atención, pero a la que tengo que agradecerle el haberme descubierto a Joana Ceddia.

La youtuber cuyo vídeo estaba yo viendo en ese momento —cuyo nombre ni siquiera recuerdo, a pesar de que tenía varios millones de suscriptores— se quejaba de la falta de naturalidad que imperaba desde hace varios años en la plataforma de vídeos. Con toda la razón del mundo. Y ponía a Joana Ceddia como ejemplo de lo que era YouTube en sus orígenes y de lo que casi no queda rastro hoy en día: gente divertida que aporte frescura, que se grabe sin pretensiones y que encima entretenga.

Joana tiene 17 años, se graba con la cámara delantera de su iPhone, apenas lleva seis meses en el mundillo videoblogger y está como una regadera. Y aunque sus vídeos distan mucho —a propósito— de la estética cuidada y perfeccionista a la que parecen aspirar todas las youtubers, lo cierto es que ella atesora ya más de un millón y medio de fieles suscriptores deseosos de partirse de risa con sus nuevas locuras. Continue reading “¡Esta youtuber está loca pero es divertidísima!”