Comprar y vender de segunda mano es bueno para el medioambiente

Mercado de segunda mano: el gran aliado del medioambiente (¡y de tu bolsillo!)

Al llegar a Inglaterra hace cinco años una de las cosas que más me llamó la atención fue que prácticamente todos los pueblitos y ciudades, al margen de su tamaño, tenían una inmensa cantidad de tiendas de segunda mano de todo tipo de artículos: desde ropa a scooters eléctricas, pasando por joyerías y por su puesto gadgets y videojuegos.

Reconozco que hasta entonces yo era un poco prejuiciosa, o debería decir escrupulosa, con lo referente a comprar artículos usados. Pero un buen día entré a curiosear a una de estas tiendecitas y tuve un flechazo con una chaqueta bomber de cuero de ensueño con el infame precio de seis libras esterlinas. Seis libras. SEIS LIBRAS. La chaqueta, no solo era de mi talla, sino que además estaba impoluta, casi como nueva, sin manchas ni imperfecciones, sin olores raros. Supongo que porque había llegado a la tienda en un estado estupendo, pero también (como descubrí después) porque el personal de las organizaciones benéficas que están detrás de estos establecimientos hace un gran trabajo limpiando y preparando cada prenda para la venta. Leer Más

Tips para hacer la maleta - cómo doblar bikinis y sudaderas

Cómo doblar bikinis y sudaderas para llevarlos en el equipaje

Hasta hace no demasiado yo era de las que cometen el trágico error de echar de cualquier manera a la maleta la ropa interior y los bikinis. Ya sé que lo de trágico error suena muy a drama queen, pero te aseguro que hay pocas cosas más embarazosas que eso de que te abran la maleta en el control de seguridad del aeropuerto y que toda tu lencería quede ahí expuesta de repente sin piedad ninguna.

Que yo como soy de letras no entiendo mucho de probabilidades, pero ya me extraña que no me toque nunca el sorteo de los Euromillones y en cambio me toque un control aleatorio de seguridad dos de cada tres veces que piso un aeropuerto. Vaya suerte rara la mía, debo de tener cara de terrorista o de traficante de drogas tratando de hacer fechorías.

Leer Más
Cómo doblar jerséis gruesos para que ocupen poco espacio

Cómo doblar los jerséis para que ocupen poco espacio

Ya os he contado en alguna que otra ocasión que el armario que tengo ahora es la mitad que el que tenía antes de mudarme a Inglaterra. Podría incluso decir que es más bien la tercera parte del que tenía, pero supongo que eso sería estirar demasiado el chicle y tampoco es cuestión de hacerme tanto la víctima. Esta transición hacia mi nuevo yo minimalista ha sido en parte gracias al hecho de que en este país en general y en este condado en particular la gente no presta demasiada atención a cómo van vestidos los demás. Lo de vive y deja vivir se lleva aquí en ese sentido hasta límites insospechados. Toda una bendición. Supongo que porque la preocupación por la indumentaria es inversamente proporcional a la distancia de la playa más cercana. Leer Más